Mateo ya tiene nueva médula: una historia con final esperanzador

Estándar


safe_image 
“Mateo es un niño alegre, con una sonrisa preciosa que nos regala constantemente a los que estamos a su alrededor”, “es un valiente, un luchador, un héroe que se enfrenta con fuerza a la leucemia”, “es un ejemplo de amor y superación, el motor de sus padres, su hermano y su familia para luchar sin desfallecer y poder seguir sonriendo”, “Mateo es único y necesita a otro ángel único, un donante, para poder disfrutar de la vida y regalarnos a todos momentos especiales”, según se presenta en su web “Médula para Mateo” (http://medulaparamateo.com/

El caso de Mateo, de diez meses, solo es uno entre millones de personas que necesitan un trasplante de médula ósea para poder vivir. Muchos conocimos su historia a través de una campaña de difusión en las redes sociales. En mi caso, a través de los hashtags #MedulaParaMateo y #M4M (del inglés “marrow for Mathew”), que llegó a ser “Trending Topic” en Twitter. Numerosos medios de comunicación de los cinco continentes se hicieron también eco de la iniciativa. Todos queríamos ayudar de alguna forma a Mateo.

A mediados del pasado mes de marzo conocíamos que Mateo ya tenía donante.  Su padre, Eduardo Shell, mostraba su felicidad y declaraba estar “eternamente agradecido” al “altruista anónimo”, encontrado a través del Registro Español de Donantes de Médula Ósea (REDMO), gestionado por la Fundación Josep Carreras, que iba a donar su médula para que el pequeño pudiera curar su leucemia.

Estos días hemos sabido que Mateo se ha sometido ya al trasplante con éxito, y que evoluciona bien. En una carta colgada en su web, expresa su alegría, a través de sus padres, y da públicamente las gracias al donante y a todas las personas que le han acompañado en este viaje. “Estoy muy feliz porque un donante anónimo, una persona generosa y solidaria a la que no conozco pero ya quiero con toda mi alma, apareció un día, y por fin, me han hecho mi trasplante”.

Mateo tiene también unas palabras para otros niños y mayores que están esperando un trasplante. “Ahora tengo que seguir luchando, pero mis padres dicen que soy muy fuerte. Así que pelearé por mí  y por el resto de niños y mayores que esperan a su donante de médula. Para que  por fin lo encuentren.  Para que ellos también tengan la oportunidad que yo tengo ahora. Para que otros entiendan que no hay nada que dé más sentido a la vida que ayudar a otra persona a seguir viviendo. Pelear para que todos tengamos derecho a reír, a estar con nuestras familias. A crecer y a ser felices. A equivocarnos y caer, pero volviendo siempre a levantarnos. Porque  eso es lo que me han contado que es la vida. Y todos nos merecemos una”.

Según se explica en su web, gracias a iniciativas como “Médula para Mateo”, un 92% de los usuarios/as de redes sociales ya se plantea ser donante de médula, según una encuesta realizada desde la propia iniciativa, a la que han respondido más de 2.700 personas.

A través de la página web de Mateo, se puede conocer más sobre la donación de médula. Da respuesta a la pregunta de qué hay que hacer para donar, a partir de cinco pasos; presenta un mapa con todos los centros donde una persona puede hacerse donante de médula ósea, etc. (http://medulaparamateo.com/que-hay-que-hacer-para-donar/)

Por otra parte,  desde esta iniciativa se han organizado dos carreras solidarias en apoyo a la donación de médula, a través de las cuales quieren solidarizarse contra el cáncer por todos los Mateos que aún esperan un donante compatible. La próxima carrera tendrá lugar el día 12 de abril en Guadalajara. (http://www.carreram4m.es/, #CarreraM4M). Eduardo, el padre de Mateo, ha asegurado desde la web que seguirá luchando “con más fuerza todavía para llegar a ese objetivo idílico para que haya donantes compatibles para todos“.

Esperamos que muchos Mateos encuentren pronto también su ángel.

Anuncios

Acerca de Amparo Suay

Doctora en Comunicación, especializada en información socio-sanitaria. Licenciada en Periodismo, estudios de Sociología, Máster en Radio, Máster en Dirección de Comunicación y Nuevas Tecnologías. Mi trayectoria profesional se remonta a más de 20 años atrás y espero seguir manteniendo el entusiasmo... “El éxito no es la llave de la felicidad. La felicidad es la llave del éxito. Si un@ hace lo que ama, conocerá el éxito”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s